Epicuro

"Haec, inquit, ego non multis, sed tibi; satis enim magnum alter alteri theatrum sumus."

Epicuro




julio 29, 2009

Al lobo que regresa





Luis Fernando Gutiérrez-Cardona


La Imaginación se puede comparar con el sueño de Adán:
cuando él despertó se había vuelto realidad.
(John Keats)




Hemos andado lobo compañero ¡...e ido a tantos lugares y conversado tanto!

Nos recibieron algunos seres amables de los que escogen el camino de los sueños. Nos dieron un rincón, nos alojaron, nos abrieron una ventana por la cual mirarnos sin huidas ni llamadas, sin reclamos, dejándonos que fueramos, siéndonos. Siempre pocos, siempre suficientes.

Y hablamos en días y noches alunadas ­—de luna y nada— de silencio total de sonidos extraños y callados, con voces propias, con voces conocidas y desconocidas de poetas, de escritores y pensadores, de filósofos, de músicos, de locos desaforados, de iluminados y benditos. Gozamos buscando que una estrella fugaz nos diera en la cabeza. O dando con una en la cabeza de alguien que podía llamarse Felipe, Luis, Diego, Alexander, Daniel, Fernando, Eliana, José, Yamile, David, Julián, Andrés, Ángel o Miguel o Alejandro o Liliana o Cindy... en cualquier parte del mundo, en ninguna parte. El lobo era Harry, pero sabía bien que no lo era.

¡Ay, lobito! ¡que quieras regresar, que tengas que hacerlo! que sé muy bien a que.

Si mueres de mi —tantos lo hacen— no morirás en mi.

No hay soledad, aunque sin ti… aunque sin tí quien sabe.

Te seguiré fundido en algo irremediable

Ahora sé quien llora y sé por quien lo hace.

*

No hay comentarios.: