Epicuro

"Haec, inquit, ego non multis, sed tibi; satis enim magnum alter alteri theatrum sumus."

Epicuro




octubre 25, 2004

El caso de los exploradores de cavernas





Este es un caso academico expuesto por Lon Fuller

Hubo una avalancha en una caverna, en la que se encontraban exploradores. Estos quedaron atrapados y se ubicaron en la entrada obstruida, esperando el rescate.

Las tareas de remoción fueron varias veces frustradas por nuevas avalanchas.

El día n° 32 contando desde la entrada de los exploradores a la caverna, se logra el rescate exitoso.

Los exploradores llevaron escasas provisiones y la caverna no contenía sustancia animal, ni vegetal que les permitiera subsistir. Perecerían por inanición antes de poder rescatarlos.

Día n°21 se supo que los exploradores habían llevado un equipo inalámbrico para recibir y transmitir mensajes.

Los ingenieros opinaban que faltaban por lo menos diez días mas para el rescate, siempre y cuando no hubiesen nuevas avalanchas.

Los exploradores le preguntaron a un médico las probabilidades para seguir subsistiendo, sin alimentos durante esos diez días. Opinión del médico: En el estado en que se encuentran la probabilidad es muy poca.

Whetmore (uno de los exploradores) le preguntó al médico si comiéndose a uno de ellos, los restantes podrían sobrevivir esos diez días más que faltaban para el recate. Los médicos no respondieron, entonces preguntaron si había algún juez, funcionario público, sacerdote o religioso en el campamento que quisiera contestar. Nadie lo hizo.

Se presumió erróneamente que las pilas del equipo inalámbrico de los exploradores se habían agotado.

El día n°23 se supo que Whetmore había sido asesinado y comido por sus compañeros.

Whetmore tuvo la idea de usar dados para ver quien tenía que morir. Pero éste al cabo de un instante decide retirarse del acuerdo. Igualmente los exploradores tiraron los dados por él, viendo el resultado le pidieron que hiciera objeciones, pero éste contestó que no tenía ninguna objeción para hacer. Whetmore debía morir.

Luego del rescate los exploradores fueron objeto de un tratamiento por shock y desnutrición.

El abogado defensor pidió que hicieran un veredicto especial por el tribunal, dejando al juez la determinación de la culpabilidad de los reos, en base a los hechos que resultaren probados.

Se hizo el veredicto especial y decidieron que los hechos ocurrieron tal como fue hecho el relato y que si en base a este eran culpables, era necesario una condena.

Se resolvió: que eran culpables de homicidio y se los sentenció a la horca, pues la ley de Commonwelth no permite discreción alguna con respecto a la pena a imponerse por aquel delito.

Disuelto el jurado, sus miembros subscribieron una comunicación al jefe del poder ejecutivo, peticionándole que conmutara la pena de muerte por 6 meses de prisión.

§


 

.

No hay comentarios.: