Epicuro

"Haec, inquit, ego non multis, sed tibi; satis enim magnum alter alteri theatrum sumus."

Epicuro




mayo 17, 2006

SWOT


Luis Fernando Gutiérrez-Cardona



Sugiere que haga un análisis DOFA a las relaciones personales. No aterrizo de inmediato porque de alguna manera lo tengo en la memoria como un análisis SWOT. De otro lado si no suelo analizar a las personas, prejuzgarlas ni juzgarlas, mucho menos voy a hacerlo en términos de una herramienta de negocios.

Muchos lo hacen y ganan con ello. Prefiero no obtener esa ganancia.

Plantarse frente a una persona con la hipótesis de utilizar todo lo posible el conocimiento que de ella se tenga o se pueda adquirir para hacer lo que ese análisis descubra como ventajoso, me resulta cruel e inútil.

Vano ejercicio porque al sugerir que empecemos con las debilidades o con las amenazas, responden que también hay fortalezas: de haberlo considerado así tal vez no lo habrían propuesto. Replico entonces que el ser humano siempre centra su interés en las características negativas.

Frente a otro ser solo puedo -aparte de la consideración de que lo es-, interactuar con sus elementos positivos. Si no los descubro no será porque no existan sino porque falló la capacidad de encontrarlos. De suceder esto con toda simplicidad me apartaré de su camino y de su vista.

Se me vino aquellas frases que tanto cito: 

"... No te llames sin embargo a engaño: aún no estoy tan débil como para ceder a las imaginaciones del miedo, casi tan absurdas como las de la esperanza, y sin duda mucho más penosas. De engañarme, preferiría el camino de la confianza; no perdería más por ello, y sufriría menos. Este término tan próximo no es necesariamente inmediato; todavía me recojo cada noche con la esperanza de llegar a la mañana. Dentro de los límites infranqueables de que hablaba, puedo defender mi posición palmo a palmo y aun recobrar algunas pulgadas del terreno perdido. Pero de todos modos he llegado a la edad en que la vida, para cualquier hombre, es una derrota aceptada".

Escojo, conscientemente, el camino de no hacer a otro un análisis dofa. Mucho menos, en cuanto sea diferente, uno de costos y beneficios. Si no intentamos cultivar una mutua amistad, por innecesario. Si lo intentamos, porque las debilidades serán las de la especie, las oportunidades las que queramos concedernos y las fortalezas el otro lado de la moneda.

Comprenderlo así, sentirlo así, vivirlo así, es lo que explica desde el corazón el sentimiento de la amistad.

Y las amenazas... ¿Cómo puede partirse de su presuposición? No hay amenazas sino cuando son tangibles, si no se nos ataca ¿de qué sentirse amenazado?.

Hemos llegado a la guerra preventiva a nivel personal.

Extraño mundo este en que la confianza natural se ve sospechosa, y la sospecha se torna naturalmente en amenaza y miedo.

.

No hay comentarios.: